La rotura de pantalla, una de las principales averías de los tablets

iPad con pantalla rotaUna de las averías más comunes y costosas que puede sufrir un tablet es la rotura de pantalla. Y cuanto mayor es el tamaño del display, mayores son las posibilidades de que se haga añicos con una simple caída o un golpe.

Lo primero que hay que tener en cuenta es que la garantía legal de cualquier fabricante no cubre la rotura de pantalla independientemente de cómo se produzca y que en muchas ocasiones el coste de la pieza, la mano de obra del servicio técnico y otros costes como los gastos de envío pueden igualar o incluso superar el valor del propio tablet, por lo que a veces no merece la pena arreglarlo.

Y eso cuando es posible localizar el display porque cuando no es de marcas tan extendidas como Apple, Samsung o Sony, entre otras, muchas veces no hay manera de encontrar el repuesto adecuado.

Por tanto, el mejor arma para evitar la rotura de pantalla de un tablet es la prevención. Para ello conviene adherirle un protector de pantalla. Los más resistentes son los de cristal templado.

protector de cristal templado para iPad

Se trata de una fina capa de vidrio de entre 0,2 y 0,3 milímetros de espesor que suelen evitar que la pantalla se rompa en caso de impacto o caída (a menos que sea muy fuerte). Son fáciles de colocar y, al ser rígidos, no hacen burbujas ni se arrugan. Su precio en el mercado ronda los 20 euros, aunque depende del modelo y del tamaño de la pantalla.

La otra opción es un protector de vinilo o plástico. Protegen bastante menos que los de cristal templado, pero son mejor que no llevar nada puesto. Eso sí, hay que ser muy cuidadoso/a al pegarlo, ya que es fácil que queden burbujas, se arrugue o se tuerza. El precio de estos protectores oscila entre seis y diez euros.

Otro elemento protector imprescindible es una funda o carcasa. Las hay de muchos tipos, formatos y colores (traseras, con tapa…) Lo mejor es que sea especifica para el modelo de tablet porque de ese modo quedará perfectamente encajado y con acceso a la cámara y el resto de funcionalidades (zona de carga, auriculares, botones…)

Cuando no es posible encontrar una funda específica las hay universales que se amoldan según el tamaño del tablet.

En cualquier caso, por muchas medidas de protección que adoptemos, nada como contratar un seguro para el tablet. La marca Digiwise, propiedad de la holandesa Web Insurance Solutions Europe, asegura este tipo de dispositivos y cubre daños, robo y hasta aporta una extensión de garantía de forma opcional.

Los precios dependen de la marca y el modelo de tablet asegurado. Lógicamente no cuesta lo mismo un seguro ipad que una póliza para otro equipo con un valor de mercado inferior.

Esta póliza no cubre únicamente la rotura de pantalla, sino también otro tipo de contingencias como el derrame de líquidos.

Así que ya lo sabes: si quieres estar tranquilo/a, tablet prevenido vale por dos.